La abdominoplastia es uno de los procedimientos de cirugía estética más populares. Un vientre plano y tonificado es cada vez más demandado por las mujeres, por ejemplo, después del embarazo. La cirugía plástica viene al rescate donde el deporte y la nutrición no suelen ser decisivos para lograr el objetivo.

La abdominoplastia elimina la grasa localizada, el exceso de piel y las estrías localizadas en el abdomen, con el objetivo de reafirmar toda la pared abdominal. Puede realizarse sola o en combinación con otras prácticas, como la liposucción en otras zonas del cuerpo para remodelar el cuerpo con precisión. Pero cuidado, no se trata de una intervención para combatir la obesidad (aunque se puede eliminar una gran cantidad de grasa), sino sólo una mejora estética. Al mismo tiempo, no debe considerarse superficialmente, sigue siendo una intervención quirúrgica que se realiza en el quirófano.

Abdominoplastia para obesos y madres primerizas

La abdominoplastia se recomienda a las personas que tienen poca elasticidad en la piel por razones genéticas y una abundante adiposidad local en el abdomen. En particular, está indicado para las mujeres que después del embarazo no han podido (siempre debido a la genética de la piel o la elasticidad muscular) volver a ponerse en forma. La nueva madre, sin embargo, tendrá que esperar al menos un año después del nacimiento antes de someterse a la operación para reconstruir su vientre. Asimismo, la abdominoplastia se recomienda a los ex-obesos que han logrado perder mucho peso y se encuentran con grandes cantidades de piel suelta.

Las técnicas quirúrgicas que se adoptan tienden a hacer la cicatriz postoperatoria lo menos visible posible (se practica, por ejemplo, en la parte baja del abdomen). Inmediatamente después de la cirugía, que dura unas horas, el abdomen se somete a un vendaje de compresión (para limitar la hinchazón, el edema, típico de este tipo de cirugía). Además, se aplican drenajes (que se retirarán después de al menos 24 horas). Unas horas después de la operación el paciente puede levantarse y caminar. Los medicamentos se toman siguiendo las instrucciones del cirujano y se requieren al menos dos o tres semanas de descanso.

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?